Publicado el 26-10-2012

Noticias / Moneo defiende una arquitectura «próxima a todos»

El arquitecto afirma, que su premio abre una «ventana» a los profesionales españoles

Alejado de las edificaciones gratuitamente espectaculares y dueño de una praxis constructiva que tiene en cuenta la morfología del lugar y su contexto histórico, Rafael Moneo defiende una concepción de la arquitectura coherente con la tradición humanista.

Moneo, que nació en Tudela (Navarra) en 1937, está en posesión de algunos de los más ambicionados premios de su profesión: el «Schock», el «Pritzker», la medalla de oro de la Unión Internacional de Arquitectos, el «Mies van der Rohe» o la medalla de oro del Royal Institute of British Architects, además de la medalla de oro de la Arquitectura, que recibió hace seis años. «Hoy, si hablamos de un maestro, nos referimos a Moneo».

Escuchar al arquitecto permite comprobar la minuciosidad con que afronta sus trabajos, cómo acoge en su planteamiento las más amplias cuestiones técnicas o teóricas, pero también aquellas otras que apuntan hacia la construcción cultural de las ideas, los símbolos o las comunidades.