Publicado el 05-10-2012

Noticias / Adiós a las aulas tradicionales en Suecia

Algunas escuelas de Suecia han decidido modificar el diseño de sus colegios.

Este nuevo diseño supone un adiós a las aulas tradicionales y trata de convertir la escuela en un conjunto de espacios abiertos en los que el niño aprenda de forma colaborativa con otros compañeros de su mismo nivel académico que no tienen que ser necesariamente de su misma edad. El cambio es tan radical que da algo de miedo, con algunos alumnos probablemente pueda funcionar, pero con otros algo así puede resultar una locura.

Si buscamos un aprendizaje significativo basado en el constructivismo queremos que el niño sea el protagonista de su aprendizaje, siendo el profesor un guía o mediador que ayuda a que esto suceda, parece lógico que proporcionemos un espacio y un ambiente más flexible que el de un aula tradicional en el que cada niño desde siempre ha tenido asignado su pupitre de un modo muy rígido.

Este cambio de concepto en los espacios del colegio lleva asociado también un cambio en el diseño del mobiliario, en los colores elegidos y por supuesto la incorporación de las nuevas tecnologías de un modo natural.